El FC Barcelona se ha dado un auténtico festín esta noche ante el Bayer Leverkusen (7-1) en la plácida vuelta de los octavos de final de Liga de Campeones, donde la máquina blaugrana arrolló a un equipo alemán roto liderada por un gran Leo Messi, que consiguió un repóker de goles, una ‘manita’ particular, y en una noche en la que la cantera volvió a mostrarse a Europa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.