“De no ser por la resistencia y por los movimientos sociales, la policía y las fuerzas [de seguridad] no habrían hecho nada”, comenta a RT el organizador comunitario Joaquín Cienfuegos. Cienfuegos argumenta que EE. UU. siempre fue históricamente “una sociedad racista”, y que algunos rasgos de esta actitud se perciben todavía. “No es nada nuevo”, comenta. Una nueva ola de indignación surge en EE. UU. tras conocerse que George Zimmerman, acusado de matar en febrero al adolescente de color desarmado Trayvon Martin, gozaba de privilegios no justificados durante su detención. El motivo de esta irregularidad habría sido su buena relación con la policía. Leer más: actualidad.rt.com Siganos en twitter.com www.facebook.com RT en vivo: actualidad.rt.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.