Enabol canceló por 16 barcazas

El Estado boliviano, a través de la Empresa Naviera Boliviana (Enabol), pagó más de Bs 180 millones de bolivianos ($us 25 millones) para adquirir 16 barcazas y dos empujadores que debían ser entregados a fines del año 2010, pero hasta la fecha no llegan al país.

Página Siete accedió a documentación oficial acerca de esta transacción en la que se demuestra que Enabol suscribió contratos con las empresas coreanas Yeunsoo Shipbuilding Co.Ltd. y con Seah B&K Duck Sung Sociedad Accidental para la compra de dos empujadores, que tienen un costo de $us 11.500.000 y 16 barcazas por un valor de $us 14.400.000, aunque en total se pagaron 25 millones de dólares debido a varias modificaciones que se hicieron a los contratos.

Los acuerdos fueron suscritos entre octubre y noviembre de 2009; sin embargo, las dos compañías coreanas que debían proveer estos bienes subrogaron el contrato a la empresa china General Marine Business (GMB)-Weihai Marine & Shipbuilding Resorurces Co. Ltd. (MSR), alegando que no había bancos para depositar las boletas de garantía para la fabricación de las barcazas producto de la crisis económica europea.

La factoría china, según el gerente general de Enabol, Freddy Ballesteros, hizo una entrega provisional de las 16 barcazas en marzo de 2011 en China, pero no fueron trasladadas al país.

Según Ballesteros, sólo resta “la entrega de los dos empujadores para que se realice el transporte conjunto” y “las barcazas continúan en un almacén”.

Mediante el Decreto Supremo 0098 de abril de 2009, el presidente Evo Morales y su consejo de ministros resolvieron otorgar el financiamiento para ejecutar el proyecto “Implementación de un Empujador Fluvial Multipropósito en el canal Tamengo e Hidrovía Paraguay-Paraná” y autorizaron al Ministerio de Economía y Finanzas que desembolsara $us 30 millones a la Enabol.

El proyecto fue concebido para apoyar el desarrollo económico, social y de integración de la región amazónica, particularmente para exportar la producción agrícola de Santa Cruz y el hierro del proyecto minero del Mutún.

La entrega definitiva de las 16 barcazas y dos empujadores estaba prevista para septiembre de 2010, pero GMB hizo una petición de ampliación del plazo de entrega hasta octubre de ese mismo año, pero no fue el único, sino que se presentaron otras solicitudes que no se cumplen aún.

Las 16 barcazas al parecer se encuentran en el astillero DSSC de China, que fue subcontratado por la empresa fabricante GMB, pero ésta no habría pagado los costos de almacenaje; ante esta situación, Bolivia inició gestiones de carácter jurídico, según Freddy Ballesteros.

“Se realizó una serie de gestiones jurídicas y diplomáticas para salvaguardar los bienes de Enabol”, informó.

A la fecha, según fuentes vinculadas a las Fuerzas Armadas, este proyecto debía estar en ejecución con el fin de generar recursos económicos para el Estado, pues estaba previsto que en el plazo de cinco años comience a generar utilidades.

La Enabol, que está bajo la tuición del Ministerio de Defensa, realizó las contrataciones de forma directa ante el poco interés de otras empresas para proveer barcazas y empujadores.

Fuente: Página Siete

[ad#ad-2-300×250]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.