Aumenta la vigilia en la Cidob

Los integrantes de la IX marcha indígena en defensa del Territorio Indígena y Parque Nacional Isiboro Sécure (Tipnis) dejaron ayer La Paz y retornan a sus comunidades, debido a que no lograron dialogar con el Gobierno. La dirigencia de la marcha reiteró que resistirá en su territorio la consulta sobre la construcción de la vía Cochabamba-Beni. Mientras tanto, en Santa Cruz crece la vigilia en oficinas de la Cidob para evitar el ingreso de la nueva dirigencia.

Por su parte, el ministro de Gobierno, Carlos Romero, afirmó que para realizar la consulta el nuevo desafío gubernamental es el diálogo con la dirigencia de la nueva Confederación de Pueblos Indígenas de Bolivia (Cidob), designada por indígenas afines al MAS.

“La Paz siempre será la casa de ustedes”, dijo ayer el alcalde de La Paz, Luis Revilla, quien despidió a los indígenas en un acto realizado al son de la tamborita, música indígena ejecutada en las grandes celebraciones. Revilla recordó que los indígenas fueron declarados huéspedes ilustres a su llegada a La Paz, en octubre de 2011, en pos de una ley de declaratoria de intangibilidad del Tipnis.

Ayer, la preocupación de los líderes de la marcha era conseguir camiones de alto tonelaje para llevar el equipaje de los indígenas. “Nuestras “pilchas” (equipaje) crecieron en estos días en La Paz. Cada uno de nosotros tiene de seis a diez bultos”, comentó Marcial Fabricano, líder de la primera marcha indígena de 1991.

A diferencia de las ocho marchas anteriores, la IX marcha indígena volverá a casa con las manos vacías, pero decidida a una cerrada defensa del Tipnis, como aseveró Bertha Bejarano, presidenta de la columna.

“La lucha continuará en nuestro territorio”, reiteró Bejarano, quien confirmó que el grupo se dirigirá a Santa Cruz para sumarse a la vigilia instalada en la sede de la Cidob para evitar que la nueva dirigencia tome posesión del lugar.

La dirigencia de la IX marcha tiene previsto para hoy realizar una asamblea en Santa Cruz para definir sus acciones en cuanto a la consulta y a la elección de Melva Huerta como presidente de la Cidob.

Mientras, ayer por la mañana, en Santa Cruz, Huerta se reunió con su directiva para analizar varios puntos, entre ellos la conveniencia de invitar al presidente Evo Morales para una segunda posesión después de la que se hizo el martes en la Gran Asamblea Nacional de los Pueblos Indígenas (Ganpi) que concluyó ayer. Según El Deber, los asesores aconsejaron no invitar a Morales para no generar malestar en la opinión pública.

Otros temas abordados en esa reunión fueron la realización de un encuentro de corregidores del Tipnis en Santa Cruz; la realización de un proceso al dirigente suspendido, Adolfo Chávez, por “incumplimiento de deberes” y por no permitir que la nueva directiva tome posesión de las oficinas de la organización. También se determinó enviar cartas a los financiadores de proyectos de la Cidob para que bloqueen los desembolsos o renegocien acuerdos con la nueva dirigencia.

En el Tribunal Supremo Electoral se prevé que el 7 de septiembre se concluirá el proceso de consulta y la entrega de un informe final del acompañamiento, que tendrá respaldo documental y audiovisual que será de conocimiento público.

Gobierno descarta violencia

Según el ministro de Gobierno, Carlos Romero, dos tercios de las comunidades indígenas apoyan la consulta, por lo que descartó enfrentamientos o resistencia al proceso, “a menos que haya un agente externo con un plan de violencia”, dijo.

La ministra de Comunicación, Amanda Dávila, garantizó que el Gobierno no desplegará policías ni militares al Tipnis, en caso de que se genere resistencia de los indígenas que participaron en la IX marcha y ayer retornaron a sus comunidades.

“Vamos a ir con las armas del diálogo y de la propuesta constructiva. Eas (voces de resistencia) son advertencias de grupos interesados y que no tienen que ver con el Tipnis”, manifestó.

ANUNCIAN CASTIGO

Los dirigentes disidentes que participaron en la Gran Asamblea Nacional de los Pueblos Indígenas (Ganpi) serán castigados según los usos y costumbres de cada comunidad originaria por haber traicionado a la IX marcha, dijo ayer el dirigente del Consejo Indígena del Pueblo Tacana, Aiza Terrazas.

Fuente: Agencias

[ad#ad-2-300×250]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.