El Centro Infractores denominado “Aconley” del Servicio Departamental de Gestión Social (Sedeges) de la Gobernación de Cochabamba, graduó a 18 adolescentes en proceso de rehabilitación en diferentes ramas técnicas.

El director del centro de rehabilitación, Hernán Rico, informó que se trató de un acto fundacional para el Sedeges, ya que fue la primera vez que el Centro Infractores Aconley presentó a las autoridades, familiares de los adolescentes en proceso de rehabilitación y a la sociedad cochabambina la culminación de la capacitación técnica en carpintería, agronomía, electricidad, metal mecánica, manualidades, repostería y otros.

“La graduación de estos 18 adolescentes, 15 varones y 3 mujeres, forma parte los objetivos del programa, como es el de brindar atención profesional integral orientada a la rehabilitación individual y/o grupal que desarrolle procesos cognitivos y ofrezca oportunidades de formación laboral y técnica, además de ampliar los conocimientos de base de los menores, que les permita actuar en situaciones problemáticas”, agregó.

SATISFACCIÓN: Uno de los adolescentes varones graduados, de 16 años de edad, expresó su satisfacción por la culminación de esta etapa de capacitación, ya que aprendió muchas cosas que no ignoraba como metal mecánica, plomería, reciclaje de cartón y de fierro y poder hacer lámparas entre otras cosas de estos materiales.

Cuando salga de ese centro, piensa trabajar en algo de soldadura en algún taller familiar de su barrio y agradeció a los educadores del Centro Infractores por la oportunidad de obtener un certificado laboral o título de técnico.

Otro menor de edad del Centro, de 17 años, afirmó que en Infractores aprendió manualidades, carpintería y electricidad, además señaló orgulloso que ya le ofrecieron un trabajo para construir muebles y por ello manifestó sentirse contento, además de agradecer a los educadores por el apoyo recibido.

Fuente: Los tiempos

[ad#ad-2-300×250]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.