El canciller David Choquehuanca aseguró el miércoles que la solicitud de extradición del ex presidente Gonzalo Sánchez de Lozada (2002-03) enviada por el gobierno boliviano a su similar de Estados Unidos cumplió los plazos establecidos y negó un rechazo definitivo de Washington a la demanda de La Paz.

En su informe oral ante la Comisión de Justicia Plural de la Cámara de Diputados, explicó y presentó documentación sobre la solicitud boliviana de extradición de Sánchez de Lozada, acusado de genocidio en Bolivia.

“La solicitud que se ha enviado y que ha sido entregada oficialmente por nuestra misión diplomática en Estados Unidos ha cumplido con todos los plazos y no hay un rechazo definitivo a la solicitud de extradición”, señaló.

En esa dirección, el jefe de la diplomacia boliviana precisó que la respuesta de Estados Unidos a la solicitud de extradición señala que el Departamento de Estado “en ese momento” Estados Unidos no puede proceder con la extradición Sánchez de Lozada y de los ex ministros de Defensa, Carlos Sánchez Berzaín, y de Hidrocarburos, Jorge Berindoague,

“Para ver ese tema ellos proponen una reunión de alto nivel para seguir trabajando. El documento dice que el departamento de Estado está presto a conversar personalmente con los funcionarios bolivianos apropiados acerca de nuestra relación de cooperación jurídica bilateral, incluyendo la base legal procedimientos y procesamientos de ese y otros casos de extradición en el momento que Bolivia así lo requiera”, fundamentó.

Canciller precisó que las autoridades competentes para solicitar una reunión son: del Tribunal Supremo de Justicia, la Cancillería boliviana y las víctimas de la masacre de octubre de 2003.

Remarcó que es tuición del Tribunal Supremo de Justicia definir los pasos a seguir a futuro para presentar una nueva solicitud de extradición de Sánchez de Lozada.

Asimismo, indicó que es competencia de la Cancillería boliviana renegociar el tratado de extradición firmado a principios de siglo XX entre Bolivia y Estados Unidos, en el marco de Acuerdo Marco suscrito con ese país del norte.

“Consideramos nosotros que ahora hay mayores pruebas, hay siete sentencias hay condenas hay mayores elementos que seguramente el Tribunal Supremo de Justicia está estudiando”, aseveró.

El Gobierno de Estados Unidos rechazó la solicitud boliviana de extradición del ex presidente boliviano, que tras dimitir el 17 de octubre de 2003 se refugió en ese país, tras una revuelta popular que se saldó con 67 muertos.

La justicia boliviana enjuicia a Sánchez de Lozada por ordenar a la fuerza pública reprimir masas insurrectas en las ciudades de La Paz y El Alto, que rechazaban su decisión de exportar gas por y para Chile.

Washington, que acogió a Sánchez de Lozada y también a sus ministros Carlos Sánchez Berzaín, Jorge Berindoague y, entre otros a Guido Añez, no patentó de manera oficial el rechazo al pedido boliviano enmarcado en un tratado bilateral de extradición firmado a principios del siglo XX, al calor de la aprehensión de los bandidos Sundance Kid y Butch Cassidy en Potosí./Abi

[ad#ad-2-300×250]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.