CensoLa necesidad de hallar algunas opciones de solución a los problemas generados por la información del Censo 2012 fue el planteamiento en el que coincidieron los expositores del Conversatorio Proyecciones del Censo 2012, que se realizó anoche en el Centro Cuarto Intermedio y fue organizado por el Observatorio Cochabamba Nos Une.

Participaron el director del Centro de Estudios de la Realidad Económica y Social (Ceres), Roberto Laserna; el docente e Investigador de la Universidad Mayor de San Simón, Mauricio Sánchez, y la directora del Centro de Planificación y Gestión de la Universidad Mayor de San Simón (Ceplag-UMSS), Carmen Ledo.

En el debate, Ledo hizo observaciones a la cartografía utilizada para el Censo en el país. Según explicó, ésta era primordial para la realización de la consulta y no se contaba con ella, razón por la cual muchos de los barrios, de reciente creación en las ciudades del país, no recibieron la visita de los encuestadores el día en el que se realizó el censo.

Esta afirmación fue respondida por la excordinadora del Censo en Cochabamba, Teresa Polo, que se encontraba entre el público asistente, rebatiendo la observación de Ledo, pues, según explicó, en el área urbana del país, la actualización cartográfica se efectuó al 100 por ciento.

Polo admitió que, efectivamente, en el área rural este estudio no se realizó, pero aclaró que para realizar el censo en estas regiones se contó con los datos que fueron otorgados por los dirigentes campesinos.

Dijo que éstos sí saben donde vive la gente en sus comunidades y puso como ejemplo lo que sucedió en el municipio de Sicaya, donde, gracias a esta coordinación, los encuestadores pudieron llegar a poblaciones dispersas que no fueron censadas en el Censo 2001.

Asimismo, la Directora del Ceplag cuestionó la falta de capacitación que tuvieron los encargados de realizar las encuestas, pues según dijo las consultas de la boleta eran complejas, observación que fue compartida por Roberto Laserna.

El investigador también criticó que se le hubiera ofrecido nota a los estudiantes de secundaria para motivarlos a participar en este trabajo, pues dijo que con esa medida sólo llamaron la atención de los estudiantes que tenían bajo rendimiento en los colegios.

La Coordinadora Departamental dijo que en los censos anteriores fueron exactamente los estudiantes de últimos años de secundaria y los maestros los encargados de efectuar las consultas y que nadie cuestionó esta situación.

Polo dijo que la Asociación Nacional de Colegios Particulares (Andecop) no permitió la participación de los estudiantes que asisten a entidades afiliadas a este sistema y que estudiantes de Sacaba tuvieron que censar en la zona norte de Cochabamba.

Antes de concluir el evento, Roberto Laserna dijo que hay que buscar soluciones a la situación actual y propuso que se planteen mecanismos que busquen la recuperación de la confianza del país en los resultados del censo, además de una minimización de los efectos que tendrán sus resultados.

Las propuestas

Algunos de los planteamientos de solución que salieron del conversatorio realizado ayer en el Centro Cuarto Intermedio y organizado por el Observatorio Cochabamba Nos Une fueron los siguientes:

La cuantificación de los márgenes de error.

Elaboración de boletas postcensales.

Realizar el próximo censo en cinco años.

Utilizar tecnología más moderna para la consulta (enumeración biométrica que actualmente se emplea para el padrón electoral).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.