rabo
La madre del niño, ambos chinos, explicó que su hijo tenía una pequeña cola al nacer, pero ahora se trata de una suerte de extremidad de 12 centímetros que le sale de la base de la espalda.
Una madre china suplicó la ayuda de la comunidad médica internacional esta semana, cuando presentó el caso de su hijo en los medios. La mujer mostró que su bebé tiene una suerte de rabo de 12,7 centímetros, producto de una condición llamada espina bífida.
El pequeño Nuo Nuo, de cinco meses, nació con una malformación congénita en la columna vertebral conocida como espina bífida, por lo que los médicos de la localidad de Gangsha, en China, aseguraron que es muy peligroso extirparle el rabo, informó el sitio inglés Metro.
La condición de Nuo Nuo se presenta en uno de cada mil niños en todo el mundo, pero rara vez se trata de un caso tan extremo, que podría empeorar a través de los años (de hecho, cuando nació su cola no era tan notoria).
Pero esa suerte de rabo no es otra cosa que el final de su columna vertebral, así que no se puede operar tan fácilmente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.