El desfalco de al menos 43 millones de bolivianos al Banco Unión, perforó la credibilidad y confianza en el sistema financiero, afirmó el consultor internacional en el área, Jaime Dunn, quien recomendó evaluar qué no se hizo bien desde la entidad bancaria para evitar esta situación y también desde la Autoridad de Supervisión del Sistema Financiero (ASFI).
“Hay que partir del principio que evidentemente esos montos de más de 40 millones de bolivianos no son montos significativos que afecten la operatividad y la solvencia de una institución financiera;. Una vez que se afecta a la credibilidad y a la confianza que se tenga, los 5 o 60 millones no son nada -el daño no es por el monto- sino por el impacto que pueda tener en la imagen no sólo del Banco Unión, sino de otros bancos”, señaló.
En entrevista con ANF, el especialista financiero Jaime Dunn señaló que se afectó la confianza de una entidad financiera.
El experto dijo que el desfalco del Banco Unión no se trató con la transparencia ni la prontitud que exigía el caso. “A mí lo que me preocupa mucho, sobre lo que está sucediendo en las últimas semanas, es que hay números contradictorios, eso no puede pasar, no podemos empezar con un monto de 400 mil bolivianos (de desfalco) y terminar con más de 40 millones”, aseveró.
La investigación sobre el desfalco en esta entidad es complicada y requiere que se “refuerce el equipo’”, dijo el fiscal Maco Antonio Vargas. “Vamos a ver como reforzamos el caso del Banco de la Unión”, sostuvo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.