Mientras Neymar suda cada minuto con el PSG, su novia Bruna Marquezine la pasa de mil maravillas en calles de Río de Janeiro durante el Carnaval.
La actriz de 22 años es una de las tantas celebridades que hace parte de la gran fiesta del país suramericano.
Marquezine y Neymar revivieron su amor en diciembre después de varios meses separados. La joven estuvo en la fiesta de cumpleaños del jugador la semana pasada.
Sus fans en Río la persiguieron en las comparsas del Carnaval. La niña de las telenovelas ahora es toda una diva. Algunos creen que está más bella que nunca.
Y ella no los defrauda con su look de Carnaval.
Neymar está en buenas manos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.