Cinco nuevos conflictos de límites se sumaron en los dos últimos meses a los 20 que la unidad técnica de la Gobernación registró en noviembre de 2011. Sacaba con Cercado, Tapacarí con Tacopaya, Colcapirhua con Quillacollo, Santiváñez con Arbieto y Vinto con Quillacollo, son los municipios que cuestionan sus demarcaciones. Delegados de los nueve municipios están en reuniones preliminares para optar por la vía de conciliación.

Ángel Pinto, exresponsable del área técnica de Límites de la Gobernación, dijo que de los 25 conflictos, el 40% de los municipios implicados no se pronunció después de la aplicación de la Ley de Unidades Político Administrativas (UPAS), el 30% está en la vía de conciliación y el 20% requiere de una especial atención por el peligro que representa la posibilidad de enfrentamientos entre sus pobladores.

Entre estos últimos se encuentran, según Pinto, los municipios de Cercado y Sacaba que mantienen una tensión permanente.

Sin embargo, el pasado miércoles firmaron una tregua hasta el 21 de marzo. Por su parte, Colcapirhua y Tiquipaya tienen una reunión de trabajo el próximo martes 13; Cochabamba con Arbieto, pese a haber realizado varias reuniones, no llegaron a buen término, y Vinto con Quillacollo recién están iniciando un proceso de conciliación.

“Las conciliaciones no tienen plazos, están en función de la voluntad de las autoridades. Cada proceso o cada problema de límite tienen su propia característica. Para cada caso hay reglas.

Esos procesos tienen una regla interna que se construye con la participación de las partes”, aseguró Pinto, quien estuvo al frente de la jefatura de límites por tres años y dos meses.

En tanto, según el nuevo jefe interino del área técnica de Límites, Edgar Saavedra, quien reemplaza a Ángel Pinto, muchos de los conflictos por límites se han apagado, “es decir que han denunciado, iniciaron un proceso de conciliación pero no retornaron. Sin embargo, son tensiones que cualquier momento pueden retomar”, aseguró.

Sin competencias

Varias autoridades municipales expresaron, cuando demandaron atención a sus conflictos, que el Censo de Población y Vivienda anunciado para esta gestión solucionará los problemas limítrofes.

Sin embargo, Pinto aseguró que el Instituto Nacional de Estadística (INE) no tiene las competencias de demarcar límites, sólo recaba información estadística.

Recalcó además que la futura Ley de Unidades Territoriales que actualmente se encuentra en la Asamblea Legislativa Plurinacional prevé como primer paso para resolver el problema de límites la vía de la conciliación y que, lo que consigan los municipios por este camino, la ley solamente lo homologará.

Según Pinto, el objetivo es avanzar este año para conciliar ese 20 por ciento de conflictos de límites que son los más complicados.

En Bolivia, 314 de 319 municipios tienen problemas limítrofes latentes o manifiestos, representando un 93 por ciento, según datos expuestos en el proyecto de Ley de Unidades Territoriales.

 Vía de la conciliación

Luego de tres años y dos meses de liderar el área técnica de Límites de la Gobernación, Ángel Pinto destacó, en una entrevista con Los Tiempos, que el mejor camino, y el único, para resolver al menos 25 conflictos de límites en Cochabamba, es la vía de la conciliación.

¿Cuáles han sido los logros de su gestión?

Creo que hemos concientizado a las autoridades municipales de que el camino para resolver los temas de límites es la conciliación No hay otra opción. Precisamente, de los 25 procesos que tenemos registrados, cuatro han sido concluidos con satisfacción, vale decir con actas de conciliación. En materia departamental, en los próximos días se tiene previsto la socialización primero de los límites con Chuquisaca y, luego, una vez que se socialice, se estaría suscribiendo el primer acta de conciliación de límites departamental.

Hemos elaborado también el mapa político administrativo de Cochabamba sobre la base de las conciliaciones y un libro que contempla la compilación de leyes y disposiciones legales de creación de las Unidades Territoriales de Cochabamba.

¿Qué retos debería asumir la nueva autoridad?

De proseguir en el mismo camino, es la conciliación, no hay otra forma. Hemos tenido varias reuniones con los comunarios, actores de los límites y la gente está predispuesta a conciliar.

CONFLICTOS

Tiquipaya-Colcapirhua

El 13 de marzo, ambos municipios tienen una audiencia para trabajar en comisiones sobre el acta de conciliación que iniciaron..

Vinto-Quillacollo

El miércoles, los representantes de ambos municipios tuvieron una audiencia de conciliación donde prolongaron para el 28 de marzo la próxima reunión para definir las reglas del proceso, según mencionó el jefe interino del área técnica de Límites, Edgar Saavedra.

Sacaba-Cercado

Ambos municipios mostraron predisposición para resolver por la vía de la conciliación. El próximo 21 de marzo sus representantes presentarán sus propuestas técnicas de solución.

Fuente: Los tiempos

[ad#ad-2-300×250]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *