La Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (Felcn) incautó 1,2 toneladas de cocaína (pasta base y clorhidrato) y destruyó 20 toneladas de marihuana en lo que va de 2012.

Las incautaciones se realizaron en diferentes operativos como el “narco” camión que fue interceptado cuando llevaba droga en medio de rollos de papel higiénico.

Según el comandante departamental de la Felcn, Vladimir Pol, las incautaciones “están dentro de los estándares de 2011 y esperamos bajar en los próximos meses”.

El jefe policial añadió que de enero a la fecha se han detenido a 80 personas implicadas en el microtráfico de droga. “Nuestra prioridad es atacar el mercado interno y vemos que la demanda también ha disminuido”, puntualizó Pol.

Una de las drogas más comercializadas entre los consumidores del valle, por ser una sustancia de iniciación, es la marihuana.

De ahí que la incautación de esta hierba sea superior a la de cocaína y de enero a la fecha se hayan destruido más de 20 toneladas.

La Felcn ha destruido una gran cantidad de marihuana en varios puntos del departamento como Colomi, Cocapata, Mizque y Aiquile.

Se estima que un sobre (tipo boticario) de marihuana puede encontrarse desde 10 bolivianos a la venta en manos de microtraficantes.

Uno de los cultivos más grandes, que derivó en la destrucción de dos toneladas de cocaína, fue destruido en la comunidad de Tablas Monte (Chapare), a principios de enero.

El último fin de semana, la Felcn realizó ocho operativos en la ciudad y las provincias que culminaron con el hallazgo de fábricas y cultivos de marihuana.

La Felcn interceptó en el aeropuerto a un ciudadano nicaragüense cuando se disponía a tomar un vuelo a Buenos Aires (Argentina), con más de un kilogramos de cocaína en su estomago.

La Felcn destruyó dos fábricas de cocaína en las comunidades de Viscachani (Tapacarí) y Luyuluni (Quillacollo), que procesaban 15 kilogramos de pasta de cocaína.

Cuatro personas fueron detenidas en Valle Hermoso, Condebamba y la avenida 6 de Agosto por microtráfico de drogas.

En tanto que en la comunidad Tetillas (Cocapata) se destruyó una plantación de marihuana, que abarcaba 4 mil metros cuadrados.

Fuente: Los tiempos

[ad#ad-2-300×250]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *