Recorrer en vehículo los 63 kilómetros de la carretera Ichilo-Ivirgarzama (en el trópico cochabambino) ahora es más cómodo y rápido. Esta doble vía, concluida y entregada en mayo de 2019, reduce en 50 por ciento el tiempo de viaje por este tramo que forma parte de la carretera Cochabamba-Santa Cruz.

Antes, de acuerdo a la explicación de los transportistas que circulan por este tramo, se demoraban una hora por la inestabilidad de la carretera, por la cantidad de baches, la falta de señalización y la imprudencia de algunos peatones o conductores.

Ahora sólo necesitan media hora para circular por la doble vía Ichilo-Ivirgarzama, obra que fue construida por la empresa china Corporation Limited Sinohydro.

Pero la estabilidad y resistencia de la capa asfáltica de la vía no es la única característica que la destaca, sino que también posee varias obras en el diseño y ejecución del proyecto carretero.

En un recorrido realizado por Los Tiempos a los 63 kilómetros de la carretera, se pudo verificar la reducción de tiempo en el viaje, que la vía tiene señalización en ambos sentidos, además de las nuevas pasarelas, puentes y alcantarillas.

De acuerdo a información facilitada por Sinohydro, la doble vía Ichilo-Ivirgarzama tiene 13 puentes, nueve pasarelas, 206 alcantarillas y otras obras menores.

La obra fue dividida en dos tramos: el primero, de 33,1 kilómetros, que se extiende desde el puente Ichilo (kilómetro 280 de Cochabamba a Santa Cruz) hasta el puente Mamorecito. El segundo tramo, de 30,56 kilómetros, abarca desde el puente Mamorecito hasta Ivirgarzama.

En el tramo 1 hay seis pasarelas y está el puente Ichoa, de 208 metros de longitud, el segundo más grande del proyecto.

Dentro de ese tramo también está el puente paralelo Sacta, de 908 metros, que es el más largo de Cochabamba. Fue construido con la tecnología de volados sucesivos.

El proyecto demandó una inversión de 123 millones de dólares (según las actas de recepción) con recursos del Tesoro General de la Nación y bajo la supervisión de la Sociedad Accidental Acciona Ingeniería (Cypla).

“La empresa Sinohydro aplicó técnicas avanzadas para la construcción de los puentes y de la carretera”, afirmó el subgerente del proyecto de Sinohydro, Liu Jinwei.

Trayectoria de Sihohydro

Actualmente, Sinohydro tiene más de 400 proyectos en más de 80 países en el mundo en los sectores eléctrico, hidráulico, transporte y otros de infraestructura.

En América Latina tiene presencia en más de ocho países ejecutando más de 20 proyectos.

En Bolivia está a cargo de cinco proyectos, incluyendo la doble vía de El Sillar en Cochabamba, la hidroeléctrica San José (ya fue concluida) también en el trópico, el tramo Padilla-El Salto en Chuquisaca, el tramo Montero-Yapacaní en Santa Cruz y la planta de tratamiento de agua (que incluye la construcción de represas) en El Alto.

La empresa tiene una trayectoria de 60 años en los sectores de energía e infraestructura; proporciona servicios de consultoría en proyectos, financiamiento, encuestas, diseño e ingeniería hasta construcción, según información de la compañía.

123 millones de dólares fue la inversión para la construcción de los dos tramos de la doble vía Ichilo-Ivirgarzama, en Cochabamba.

DATOS

Inicio de la obra y los plazos. La ejecución de la obra empezó en octubre de 2014. Los tramos 1 y 2 concluyeron en los plazos de la ABC.

Entrega provisional y definitiva. La entrega provisional del tramo 2, a la ABC, fue en marzo de 2018. La definitiva, en agosto del mismo año.

Circulación vehicular por la doble vía. Los vehículos livianos y pesados pueden circular por la doble vía Ichilo-Ivirgarzama hasta a 80 kilómetros por hora.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *