Indígenas denuncian abuso gubernamental

El Consejo Nacional de Ayllus y Markas del Qullasuyu (Conamaq) acusó ayer al gobierno del presidente Evo Morales de dividir al movimiento indígena de Bolivia ante el Undécimo Foro Permanente de las Naciones Unidas y pidió que sea sancionado por ese organismo internacional mientras que en el seno de la Central de Pueblos Indígenas del Oriente (Cidob), varios dirigentes que firmaron convenios con el Gobierno fueron desconocidos y alejados de esas organizaciones.

“El Gobierno Nacional de Bolivia hoy se encuentra en una acción de debilitamiento, fractura y cooptación de liderazgos al interior de las organizaciones indígenas y originarias. En función de sus intereses coyunturales, ha quebrado el Pacto de Unidad y utiliza a los sectores más violentos de sus organizaciones sociales aliadas como grupos de choque, que se mueven en complicidad y al amparo de las fuerzas gubernamentales y policiales”, señala uno de los párrafos del documento que fue presentado ante la ONU y fue leído por David Crispín, representante de la organización indígena.

También piden que se den las garantías y se sancione al Gobierno. Alejamiento. Mientras tanto en Bolivia, indígenas de la Central de Organizaciones de los Pueblos Nativos Guarayos (Copnag), afiliada a la Cidob, decidieron destituir a su presidente Elario Uraesa, después de que éste firmó un convenio para proyectos de desarrollo con el presidente Evo Morales y no fuera parte de la IX marcha en defensa del Territorio Indígena Parque Nacional Isiboro Sécure (Tipnis).

En lugar de Uraesa asumió el cargo Johnny Rojas y ahora un grupo de representantes se alistan para ser parte de la caminata que se dirige a la ciudad de La Paz en demanda de la abrogación de la Ley 222 de “post consulta” sobre la construcción de la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos en medio del Isiboro Sécure, informó el representante de la Confederación de Pueblos Indígenas de Bolivia (Cidob), Lázaro Tacoo.

Asimismo el presidente de la Central de Pueblos Indígenas del Beni (CPIB), Pedro Vare, fue desconocido por la Subcentral Sécure del Tipnis. La organización cuestiona que Vare al ser originario del Alto Sécure del Parque no esté en la IX marcha.

La marcha. Los caminantes decidieron descansar ayer en Puerto San Borja para continuar hoy hacia la sede de Gobierno.

En la jornada
Denuncian una contramarcha de cocaleros

Recorrido. La IX marcha en defensa del Tipnis aprovechará su permanencia en Puerto San Borja para revisar y hacer ajustes a la plataforma de demandas que incluyen la anulación de la Ley 222. Hoy retoman la caminata a La Paz.

Contramarcha El presidente de la Confederación de Pueblos Indígenas de Bolivia (Cidob), Adolfo Chávez, además dijo que la contramarcha del “gobierno” tendrá la participación de “narcotraficantes”.

Gobierno. La ministra de Comunicaciones, Amanda Dávila, acusó ayer al UN de Doria Medina de estar tras la marcha por defender a Marcela Revollo del MSM.

Fuente: El Día

[ad#ad-2-300×250]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *