De acuerdo con la CPE, los accionistas de la empresa deben cubrir la deuda con sus bienes.

El representante del sindicato de trabajadores de AeroSur en La Paz, Jorge Toro, pidió ayer al Gobierno declarar en quiebra a la aerolínea para iniciar los procedimientos legales y penales que obliguen a la empresa a pagarles los sueldos devengados.
Toro señaló que este es un procedimiento necesario para que reclamen sus ingresos adeudados desde hace seis meses, el pago de beneficios sociales y los de jubilación, entre otros.
“Es obligación del Estado seguir este proceso, creo que sí lo hará; en realidad, nos conviene que sea quiebra fraudulenta, lo que entra en una figura penal, y el Estado ya tendrá los mecanismos para agarrar todo el capital, incluso personal, de los accionistas”.
El Servicio de Impuestos Nacionales (SIN) inició en abril la retención del 100 por ciento de los ingresos por las ventas que realiza AeroSur para asegurarse el pago de la deuda tributaria de 108,7 millones de bolivianos correspondiente a la gestión 2004.
En septiembre de 2009, el SIN tomó la misma decisión para la retención, pero ésta fue suspendida después de unos meses.
En términos legales. El abogado especialista en derecho laboral José Maldonado, explicó que este es el último recurso por parte de los trabajadores de la empresa para recuperar los sueldos que se les adeuda desde las gestiones pasadas.
Maldonado dijo que siendo AeroSur una sociedad anónima, son los accionistas quienes responder, incluso con su patrimonio, el pago de las deudas de la con los trabajadores, el Estado y los proveedores. Adelantó que en caso de hacerse el remate de los bienes de la empresa, se ubicará en lugar preferencial la cobertura de las obligaciones sociales.
“Este caso se deberá analizar de acuerdo con la Constitución Política del Estado, en la que se definirá el manejo ejecutivo social que beneficie a los trabajadores”, sostuvo el abogado laboralista.
El experto dijo que los trabajadores deberán interponer una demanda conjunta para evitar la disgregación del caso, bajo el criterio de que la unidad permitirá que el proceso laboral respectivo avance con mayor rapidez y, a diferencia de causas individuales, tenga más fuerza.

1.200 trabajadores de la empresa AeroSur, a escala nacional, resultan afectados por la situación de la firma.

1.338 millones es el monto total de la deuda tributaria de AeroSur, según el Servicio de Impuestos.

El director de la ATT, CLIFFORD PARAVICINI, aseguró ayer que se aceptó la suspensión de los vuelos de aerosur por tres meses, periodo en el que la empresa deberá recuperarse. Si no lo lograra, se producirá su cierre de modo inexpugnable.

“La demanda jurídica ante el incumplimiento en el tema de pago de sueldos es la última opción a la que pueden acudir. (…) Si la empresa no tuviera bienes, se afectará de manera directa a los que figuran como accionistas para que honren
las deudas”.

José Maldonado / ABOGADO LABORALISTA

“La quiebra fraudulenta se presenta cuando el flujo financiero de una empresa es totalmente rentable, no obstante no se pagan obligaciones, impuestos, salarios y demás”.

Fuente: La Prensa

[ad#ad-2-300×250]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *