A 54 días de paro retornan a trabajar

Los médicos vuelven hoy a trabajar a los hospitales públicos y de seguridad social, luego de que el sábado se firmara el acuerdo entre el Gobierno y el sector que establece un cuarto intermedio a las medidas de presión y que determina la reanudación de las labores.

El viceministro de Salud, Martín Maturano, confirmó que a partir de hoy se regularizará la atención en los centros médicos luego de una huelga que se extendió por 52 días.

El presidente del Colegio Médico de Bolivia, Alfonso Barrios, aseguró el sábado el cumplimiento del acuerdo. Sin embargo, declaró que se trata de un “cuarto intermedio” en las medidas de presión y agregó que serán “celosos” con el cumplimiento.

“De acuerdo con lo firmado los centros de salud deben mañana (hoy) operar con total normalidad”, afirmó el viceministro.

El viernes, el ministro de Gobierno, Carlos Romero, firmó un documento de preacuerdo que establecía un cuarto intermedio hasta la realización de la cumbre de salud en julio.

La dirigencia médica suscribió el documento el sábado y pese a que algunos colegios médicos, como el de La Paz, se mostraron disconformes, se aseguró que vuelven hoy a los consultorios.

Sobre la cumbre, el presidente del Colegio Médico de La Paz, Luis Larrea, pidió al Gobierno que en dicho acontecimiento no participen sólo masistas.

“Queremos que la población y ustedes como periodistas nos ayuden a que este convenio se cumpla fielmente”, dijo el dirigente la red ERBOL.

Como parte del acuerdo suscrito se espera, por parte de los galenos, consultar a la Corte Interamericana de Derechos Humanos sobre la constitucionalidad del decreto 1126.

El conflicto

El 28 de marzo comenzó una huelga general indefinida en contra del Decreto Supremo 1126 que reponía la jornada laboral de ocho horas para los médicos y trabajadores de salud del sistema público y de seguridad social del país. El conflicto afectó las atenciones en los consultorios externos y aplazó a 800 cirugías programadas en todo el país.

Según pasaron los días, las protestas comenzaron a volverse más violentas sobre todo cuando los estudiantes de medicina de diversas universidades públicas del país se sumaron a las medidas de presión.

El jueves de la semana pasada fue uno de los días de mayor enfrentamiento en La Paz. Policías se enfrentaron con los universitarios en las inmediaciones del monoblock de la Universidad Mayor de San Andrés (UMSA).

Los uniformados lanzaron gases lacrimógenos y los estudiantes respondieron con piedras y otros proyectiles.

Fuente: Página Siete

[ad#ad-2-300×250]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *